El virtuosismo y la asepsia de la técnica no son más que elementos en el tipo de lenguaje que utilizo, y no pueden tener más importancia que la propia sintaxis de la obra.